Vacaciones improvisadas.

29 dic. 2011



Este año decidi pasar el año nuevo con la otra mitad de mi familia. Es una nueva aventura que disfrutar y recordar. Estoy en Arizona, lo cual esta un tanto lejos de mi casa, y el camino fue con carro, así que pude disfrutar 7 horas de belleza natural, calma y mucha comida chatarra. Estamos en el medio del desierto, la calma es absoluta. Siento que es una buena forma de comenzar a construir lo que sigue.
Espero que donde sea que esten disfruten estas fiestas. Lo importante de festejar a un año nuevo es dejar ir al pasado, dar las gracias por todo lo vivido y sonreír al nuevo.